domingo, 16 de agosto de 2009

Bailando con Los Tudor

El baile era un pasatiempo popular en la corte en tiempos de los Tudor, además a la nobleza les encantaba porque favorecía una de las pocas oportunidades de disfrutar del contacto físico en un entorno social. Sin embargo, un español opinó que los ingleses "no tenían gracia" y que sus danzas "consisten sencillamente en saltar y trotar". Saber bailar era, no obstante, una habilidad esencial tanto para los hombres como para las mujeres de buena familia, y Enrique VII se había asegurado de que todos sus hijos se les enseñara bien.


Los tipos de baile que gustaban en los palacios eran muchos y variados. Las "branles" o "grescas" eran danzas en corro de origen campesino que había adoptado la aristocracia y se habían hecho especialmente populares en Inglaterra. La danza "baja" se llamaba así porque los pies se deslizaban lentamente por el suelo, sin apenas levantarse de él. Sir Thomas Elyot habla de "bargenettes y turgions", que, al parecer, eran compases muy animados.


Las más majestuosa de todas las danzas era la pavana, que procedía de Italia, su ritmo lento era especialmente apropiado para las ocasiones ceremoniales en que los bailarines se movían con dificultad por culpa de las pesadas vestiduras y las largas colas de los vestidos. El passamezzo era una versión rápida de la pavana y con frecuencia iba seguido del saltarello, forma primitiva de la alegre y airosa gallarda que se hizo popular en la época de la reina Elizabeth I.

Enrique VIII era un bailarín experto y entusiasta. A los diez años de edad, en la boda de su hermano Arturo, bailó enérgicamente con su hermana Margarita, y los espectadores presenciaron fascinados cómo se despojaba de su capa y retozaba vestido con su jubón y sus calzas. Cuando era joven, el rey "se ejercitaba a diario en la danza", en la cual, según escribió el embajador milanés en 1515, "hace maravillas y salta como un ciervo". También se dijo que "se lucía divinamente" en la pista de baile, comentó con admiración un veneciano.

A Catalina de Aragón también le gustaba la danza, y a menudo bailaba con sus damas en la intimidad de su cámara, pero en sus primeros años como reina con frecuencia estaba embarazada, por lo que la pareja habitual de Enrique era su hermana María, cuyo "porte en la danza es tan agradable como quepa desear".




En este cuadro se ven danzando tres parejas: Enrique VIII con Ana Bolena, Margarita de Escocia con Archibald Douglas y María Tudor con Charles Brandon. Todos van ataviados con un vestuario de estilo italiano.


La gallarda fue el baile favorito de la "Reina Virgen". Como prueba de que era un baile vigoroso, puede recordarse un informe de John Stanhope, cuando la reina promediaba sus cincuenta años:

"La Reina está tan bien como se lo aseguro...sus ejercicios habituales son seis o siete gallardas en un día, además de tocar música y cantar".

Además de usarse como danza completa, los pasos de gallarda se usaron además dentro de otras formas de baile. Por ejemplo , en el manual de danza de Fabritio Caroso (Italia, Siglo XVI), y en el de Cesare Negri, las danzas desarrolladas incluían una sección de "gallarda" .

Un paso especial que se usaba durante la gallarda era denominado "la volta" , un acercamiento cerrado e íntimo con la pareja, con la dama elevada por el aire y ambos rotando 270 grados dentro de un período de seis tiempos. La volta fue considerada muy escandalosa, y muchos maestros de baile consultaban antes de obligar a realizarla.


Robert Dudley bailando con Elizabeth (1580)


Se observa que las danzas del siglo XVI eran menos estilizadas que las de siglos posteriores, y dejaban espacio para la improvisación; gran número de ellas eran muy enérgicas, con muchos correr y mucho saltar, y en algunas -tales como la ronde-los danzarines cantaban. Aunque todas las danzas cortesanas empezaban y terminaban de modo protocolario con una reverencia, los caballeros inclinándose y las damas doblando las rodillas ante el rey y la reina.


A continuación os muestro algunas danzas típicas del Renacimiento:


















Os pongo también un video que os enseña paso a paso como bailarlas:



Bibliografía:

Weir, Alison: Enrique VIII el rey y la corte, Círculo de Lectores, Barcelona, 2004.

http://en.wikipedia.org/wiki/Galliard

17 comentarios:

Minerva dijo...

Interesante tema el de la danza en la época de los Tudor! He visto los videos, se ve que eran danzas bastante más inocentes de las que podemos ver actualmente (y algunas de ahora ya más parecen otra cosa que baile, jajaja).

El baile de "La volta" me recuerda a una escena de la peli de Harry Potter y el caliz de fuego, cuando en la fiesta de navidad bailan y en uno de los pasos era que los hombres cargaban a las mujeres por unos momentos.

Un abrazo Lady Caroline!

Madame Minuet dijo...

Jiji, es verdad que eran unos bailes muy atleticos, y dicen que la reina Isabel brincaba altisimo. Como me hubiera gustado ver a Su Gracia en tales menesteres!
El branle tambien se bailaba mucho en Francia durante el XVI. Tenia que ser una maravilla de ver el branle de la torche.
Bueno, madame, no se yo si estare lo bastante en forma para intentar algo de lo que nos deja hoy!

Bisous

Ana Trigo dijo...

Caroline me encanta esta entrada! ¡Qué bailes tan elegantes! Debo admitir que me gustan muuucho más que los actuales aunque sin duda eran más difíciles que simplemente dejarse llevar por el ritmo....o más bien como hacen algunos intentarlo, al menos :) Un besito!

Lady Caroline dijo...

Hola chicas, es una alegría veros nuevamente!! Estuve 1 semana ausente, pasando unos días por la costa relajándome, ahora toca cargarse la pilas!

Minerva: Si que es verdad, los bailes de aquella época eran muy castos, a excepción de la Volta que era algo atrevida. Sobre "Harry Potter y el Cálice de Fuego", si que la vi, pero no me acuerdo de este curioso detalle. Me fijaré seguro la próxima vez.

Madame Minuet: Yo también daría todo para ver a Elizabeth saltando de un lado a otro con aquellos ropajes tan pesados, que odisea debía ser! Intente aprender los pasos Madame, fijándose en los videos se convertirá en toda una experta! Ya verá que envida le tendrán todas las damas de la Corte del Rey Sol!!

Ana Trigo: Gracias Ana, a mi también me parecen muy señoriales y estilosos. Cuando era adolescente pertenecía a un grupo folclórico y una vez representamos una pieza renacentista, parece que fue ayer! Pena que existen pocas academias en España que se dediquen a la enseñanza de estos bailes!

Besos

Caroline

Gema Sierra dijo...

Caroline, no se si te habrás fijado pero en la peli Elizabeth I la reina virgen, ella baila con Robert Dudley o una gallarda o una volta no estoy segura, pero era realmente precioso.

Un articulo muy interesante.
Besitos

Lady Caroline dijo...

Muchas gracias Gema, si que me he dado cuenta, es una de las partes de la película que más me fascina.

Besos

José Luis de la Mata Sacristán dijo...

Menos mal que no viví en esa época ni en ese lugar, con mi sentido del ritmo un pato cojo y borracho hubiera dado la nota menos que yo...

J.Carlos dijo...

Una música y unos bailes fascinantes; coincido con algunas opiniones en que mucho más atractivos que los de ahora, que muchos parecen danzas tribales.
Esa elegancia al bailar, etereos y elegantes; con esa música de fondo que ya te predisponía a esa relajación en los pasos.
Muy buena entrada, se ve que el descanso te ha venido muy bien, me alegro de tu vuelta.
Un abrazo

joselop44 dijo...

Da la iompresion de que en esos bailes de dejaba menos a la imrpovisación; todo parece estar perfectamente peutado.
Un abrazo.

Lady Caroline dijo...

José Luis:Jajaja...no lo creo para nada, al princípio puede que le costara, pero seguro que con el tiempo sus pies cogerian el ritmo del compás!


J. Carlos: Muchas gracias, la verdad es que si me hacía falta un breve descanso, tenía que reponerme de mis turnos laborales.
Que gracia lo de las danzas tribales...
El baile debe transmitir una sensación de leveza y elegancia, y principalmente dejar aflorar las emociones y que llegué muy adentro del espectador que te contempla.

José: Si si se ven realmente todos los danzarines muy compenetrados, evitando cometer cualquier tipo de fallos.

Abrazos

(`·.·•мαяgун•·.·´) dijo...

Impresionante la entrada que has hecho... a mí me encantan los bailes así de las otras épocas, son muy elegantes y otros aunque sean energéticos tienen mucho ritmo.

Tienes un premio en mi blog de Crepúsculo =)

Lady Caroline dijo...

Muchas gracias Margyh me alegro que te haya agradado, ahora mismo me paso a recoger el premio.

Un beso

carmencmbejar dijo...

Interesantísimo el tema de la danza en todas las épocas. Parece que es algo que se deja atrás, que no tiene relevancia. Pero al igual que en el futuro hablarán de nuestras discotecas, del botellón, de la tele, el móvil, como medios de entretenimiento, la danza lo era en el pasado.

Que Enrique VIII bailaba bien no tengo ninguna duda. Qué no se le daba bien a este hombre y con la panda de aduladores que tenía en la corte, jeje.

Saludos

Lady Caroline dijo...

Carmen:Gracias Carmen por tu visita. Imaginemos dentro de 500 años los historiadores hablando de nosotros... Me pregunto si todavía existirá el planeta tierra.

No se yo si el rey bailaba del todo bien, no creo nadie fuera capaz de afirmar lo contrario. Los cortesanos
tenían que intentar mantener la cabeza sobre sus hombros el mayor tiempo posible...

Saludos

jm dijo...

La verdad es que supongo que los nobles solían bailar bastante bien, con todo el tiempo libre que tenían podían practicar mucho.

Saludos

Lady Caroline dijo...

Ya lo creo que si, entre bailes,mascaradas, cacerías, juegos de naipes, justas, etc, los cortesanos estaban más que entretenidos...

Saludos y bienvenido a mi corte JM

Anónimo dijo...

Querida Lady Caroline excelente entrada, ojalá no se pierdan estos bailes, aprenderlos como un hobby me parece extraordinario. Esta entrada me ha dado una idea loca; mi esposo y yo vamos a celebrar en un año nuestra boda eclesiástica por nuestros 10 años de matrimonio civil, pero no queremos bailar el tradicional vals, estamos pensando otras opciones y estos bailes me han encantado, además ( como buena admiradora de los Tudor) estaba buscando que y como incluir detalles de tan fascinante corte... Creo que acabo de encontrar una ;o) Saludos. Maraquita Ross.